GESTION EMPRESARIAL

¿Qué es planeación estratégica y por qué es necesaria?

Escrito por: Fernando Hurtado

Plantilla GRATUITA de Plan Estratégico
Descarga aquí
Planeación Estratégica


Cualquier organización que desee ser exitosa debe establecerse metas y trazar el camino para conseguirlas.

La planeación estratégica es una herramienta poderosa que sabiéndose implementar adecuadamente, nos ayuda a cumplir este propósito.

Solo basta conocer el estudio realizado por Bain & Company a diferentes empresas en más de 70 países en América del Norte, Europa, Asia, África, Medio Oriente y América Latina.

En este se comparan las diferentes herramientas que utiliza la alta dirección para dar guía al negocio.

Los porcentajes de preferencia cambian año con año, pero la planeación estratégica siempre se ha mantenido en los primeros lugares.

Planeación estratégica ranking

Dado que muchas empresas han visto la planeación estratégica como herramienta clave para su dirección y crecimiento, vale la pena entenderla y utilizarla.

Para ello tenemos que saber con claridad qué es, para qué nos sirve, sus beneficios y proceso de desarrollo.

Esto es muy relevante si somos dueños o propietarios de un negocio, sin importar su tamaño.

Dado que la mayor cantidad de nuestro tiempo (de un 50 a un 90 por ciento), tiene que estar enfocada a la estrategia y desarrollo de nuestro negocio.

Es por eso que en este artículo revisaremos a detalle cada uno de los puntos clave para tener un entendimiento completo de la planeación estratégica, que nos sirva de base para ajustar lo que ya tengamos definido o comenzar a realizarla.

Comencemos entendiendo primero el concepto de estrategia:

¿Qué es estrategia?

La palabra estrategia proviene de «stratos” (ejército) “agein” (guía), lo que significa guía del ejército, es decir, la estrategia surge de una concepción militar que se fue generalizando a través de los años otros campos del conocimiento como la administración y los negocios.

La estrategia significa elegir conscientemente ser claro sobre la dirección de su empresa en relación con lo que está sucediendo en el entorno dinámico. Con este conocimiento, estará en una posición mucho mejor para responder de manera proactiva al entorno cambiante.

No existe un modelo estratégico único que puedan utilizar todas las empresas.

Los puntos clave que una estrategia debe contemplar son:

  • Establece una propuesta de valor única en comparación con sus competidores
  • Ejecutado a través de operaciones que brindan un valor diferente y personalizado a los clientes
  • Identifica compensaciones claras y aclara lo que no se debe hacer
  • Se enfoca en actividades que encajan y se refuerzan entre sí
  • Impulsa la mejora continua dentro de la organización y la mueve hacia su visión

La planeación estratégica será el proceso que nos permita definirla para nuestra organización en particular.

Veamos ahora entonces qué es la planeación estratégica.

¿Qué es la planeación estratégica?

La planeación estratégica es el proceso donde se define y documenta el rumbo que tomará un negocio u organización, para llevarlo a un punto deseado a partir del que se encuentra actualmente.

Siendo entonces un proceso, este implica actividades a realizar e involucra personas para conseguir su objetivo.

El objetivo final es la definición de la estrategia a implementar.

Esto es así, permite clarificar la visión del negocio, definir los objetivos y los pasos a seguir para alcanzarlos.

Lo que resulta de ejecutar el proceso de planeación estratégica, es un documento que denominaremos el plan estratégico y tiene la definición de la estrategia.

Este plan estratégico tendrá entonces todos los elementos que la componen a nuestra estrategia.

Entre más completo y claro esté definido el plan estratégico, mucho más eficaz y contundente será su ejecución.

Descarga GRATIS: Plantilla de Plan Estratégico

Descarga gratis aquí

La planeación estratégica no tiene que ser algo complicado, misterioso o difícil de entender.

De hecho, debería ser algo fácil y que podamos realizar en un periodo relativamente corto de tiempo.

Así como poder ajustarla con base en los resultados que vamos obteniendo o al entorno que cambia constantemente.

Beneficios de la planeación estratégica

La planeación estratégica nos da diferentes beneficios para nuestra organización.

Entre los principales podemos destacar los siguientes:

Establece un sentido de dirección

Como ya comentamos, un plan estratégico nos ayuda a definir la dirección en la que debe ir una organización estableciendo objetivos y metas realistas que están en línea con la visión.

Debido a esto, un plan estratégico ofrece una base muy necesaria a partir de la cual una organización puede crecer y tener éxito.

Ayuda a ser proactivos, no reactivos

Mediante la planeación estratégica, las empresas pueden anticipar ciertos escenarios desfavorables antes de que sucedan y tomar las precauciones necesarias para evitarlos.

Con un plan estratégico sólido, las organizaciones pueden ser proactivas en lugar de simplemente reaccionar a las situaciones que surgen.

Ser proactivo permite también mantenerse al día con las tendencias cambiantes del mercado y estar siempre un paso por delante de la competencia.

Mejora la eficiencia operativa

Proporciona a la administración la hoja de ruta para alinear las actividades funcionales de la organización para lograr los objetivos establecidos.

Guía las discusiones de la administración y la toma de decisiones para determinar los recursos y los requisitos presupuestarios para lograr los objetivos establecidos, aumentando así la eficiencia operativa.

Permite crear mejores estrategias

Este suele ser el beneficio más importante.

Algunos estudios muestran que el proceso de planificación estratégica en sí mismo contribuye de manera significativa a mejorar el desempeño general de una empresa, independientemente del éxito de una estrategia específica.

Proceso

El proceso de la planeación estratégica requiere una reflexión y una planificación considerables por parte de la dirección de nivel superior de una empresa.

Antes de decidirse por un plan de acción y luego determinar cómo implementarlo estratégicamente, los ejecutivos pueden considerar muchas opciones posibles.

Al final, la dirección de una empresa, con suerte, se decidirá por una estrategia que tenga más probabilidades de producir resultados positivos (generalmente definida como la mejora de los resultados de la empresa) y que pueda ejecutarse de manera rentable con una alta probabilidad de éxito, evitando al mismo tiempo riesgos.

Por lo general, se considera que el desarrollo y la ejecución de la planificación estratégica consisten en tres pasos críticos:

Formulación de estrategia

En el proceso de formulación de una estrategia, una empresa evaluará primero su situación actual realizando una auditoría interna y externa.

El propósito de esto es ayudar a identificar las fortalezas y debilidades de la organización, así como las oportunidades y amenazas (Análisis FODA).

Como resultado del análisis, los gerentes deciden en qué planes o mercados deben enfocarse o abandonar, cómo asignar mejor los recursos de la empresa y si tomar acciones como expandir las operaciones a través de una empresa conjunta o una fusión.

Las estrategias comerciales tienen efectos a largo plazo sobre el éxito organizacional. Por lo general, solo los altos ejecutivos están autorizados a asignar los recursos necesarios para su implementación.

Implementación de la estrategia

Una vez formulada una estrategia, la empresa debe establecer objetivos específicos u objetivos relacionados con la puesta en práctica de la estrategia y asignar recursos para su ejecución.

El éxito de la etapa de implementación a menudo está determinado por qué tan bien hace el trabajo la alta gerencia con respecto a comunicar claramente la estrategia elegida en toda la empresa y lograr que todos sus empleados «compren» el deseo de poner la estrategia en acción.

La implementación efectiva de la estrategia implica el desarrollo de una estructura sólida, o marco, para implementar la estrategia, maximizar la utilización de los recursos relevantes y redirigir los esfuerzos de marketing de acuerdo con las metas y objetivos de la estrategia.

Evaluación de la estrategia

Cualquier persona de negocios inteligente sabe que el éxito de hoy no garantiza el éxito de mañana.

Como tal, es importante que los gerentes evalúen el desempeño de una estrategia elegida después de la fase de implementación.

La evaluación de la estrategia involucra tres actividades cruciales: revisar los factores internos y externos que afectan la implementación de la estrategia, medir el desempeño y tomar medidas correctivas para hacer que la estrategia sea más efectiva.

Por ejemplo, después de implementar una estrategia para mejorar el servicio al cliente, una empresa puede descubrir que necesita adoptar un nuevo programa de software de gestión de relaciones con el cliente (CRM) para lograr las mejoras deseadas en las relaciones con el cliente.

Los tres pasos en la planeación estratégica ocurren dentro de tres niveles jerárquicos: alta gerencia, gerencia media y niveles operativos. Por lo tanto, es imperativo fomentar la comunicación y la interacción entre empleados y gerentes en todos los niveles, para ayudar a la empresa a operar como un equipo más funcional y eficaz.